cambios necesarios, pero dificiles

Suelo ponerme con el ordenador por las noches, cuando la niña se ha dormido y por fin acabamos de cenar, recoger todo, alguna cosa pendiente  y un ratito para hablar sobre cómo ha ido el día.

Ayer Alejandra no quería dormir, estaba desvelada. En otras ocasiones trato de forzar este momento para poder hacer mis cosas ya que es el único rato del día en que puedo hacer lo que quiera…Pero ayer me daba igual. No me importaba no poder hacer mi post, mis cosas, dedicar unas horas para mi. Empiezo a ver que el tiempo pasa volando, que hay momentos que se escapan y no quiero perderme ni uno.

Además estaba triste. Hemos comenzado, aunque de manera muy gradual, el paso del pecho al biberón y lo llevo regular. Fui yo la que que propuso el cambio, la que decidió que ya era el momento, pero se me está haciendo duro. No contaba con ello. Con esa sensación de vacío, de frustración…no sé, de lloreras tontas y absurdas, pero inevitables. Primero pensé que era algo personal que no quería compartir con nadie, pero esta mañana pensaba…y si no soy la única? Seguro que hay más gente que le ha invadido un sentimiento similar. Seguro que les gustará saber o leer que no por ello somos bichos raros, que romper ese vínculo cuesta aunque sea el proceso natural de las cosas. Eso ya lo sé.

Así que Alejandra cenó un bibe que le dio su padre. Y yo desterrada en otro cuarto para que no me viese y extrañase su cena habitual…qué mal lo llevé.

Al acabar quise compensarla, y la cogí, jugué con ella, la abracé y no tuve esa prisa habitual para que se durmiera, quería disfrutar más de ella si cabe.

Cada día estoy más convencida de que la necesito yo más a ella que ella a mi.

Voy a disfrutar de mi ratoncín que por las mañanas está para comersela.

Feliz fin de semana. Disfrutad mucho.

alex···patricia···

Anuncios

16 Respuestas a “cambios necesarios, pero dificiles

  1. No te preocupes eso pasa a casi todas !!!yo casi no me acuerdo,soy muy mayor!!!! tiene su parte buena tienes mas tiempo libre !los papis de ahora dan el bibe cambian pañales etc.. besitos a los tres

  2. Sí, a mi amiga Marta le pasó lo mismo sólo que su niño nunca tomó biberón, pasé del pecho a las papillas!!

  3. No querida amiga, no eres un bicho raro…aunque de eso ya te habrás dado cuenta… pero somos mujeres y nos enfrentamos siempre a retos muy difíciles de los cuales siempre estamos preparadas para salir aunque ello conlleve alguna que otra lagrimilla para desprenderse de la presión…
    NO hay nada mejor que estar con nuestr@s hij@s…ni blogs, ni eventos, ni decoraciones…No te sientas mal si no todo lo contrario, siéntete orgullosa porque todo lo que hacemos lo hacemos con ilusión y eso ya es un premio inigualable sólo superado por los instantes mágicos que pasamos con aquell@s a l@s que queremos…
    Disfruta de la vida y haz siempre lo que te dicte tu interior!!!
    B7s!!

  4. Lagrimitas me han caído a mi, ya me imagino como estarás… Cómetela a besos siempre que puedas! ;))

    • Graciassss!!! Ya me la como, no te creas….ahora lo llevo mejor. Pero el primer día fatal…miraba desde la esquina de la puerta con envidia de su padre. AAAyyyyyyy qué tontonas somos a veces!! un besazo

  5. Te entiendo perfectamente…a las dos mias le di teta hasta los seis meses y con la segunda no tanto, pero con la primera me pareció horrible romper ese vínculo tan increíble y mágico entre mamá y bebé. ..pero se pasa…yo trataba d darle tb los bibes xa así poder estar ese rato con ella..siempre y cuando al papi no le importase..xq en cierta manera es privarle a el d ese derecho (no obligación)…es su turno d disfrutarla dándole se comer. Se pasa y con el tiempo ves que lo has hecho bien, q los seis primeros meses es lo mas importante d lactancia materna, a partir d entonces empiezan a generar su sistema inmunologico propio y ya es más prescindible la lactancia materna…
    Es duro el cambio…pero necesario xa ambas:mamá y nena! Te queda esa experiencia increible q has vivido amamantandola! Ya nos irás contando

    • La verdad es que estoy encantada con las decisiones que he tomado hasta ahora. La lactancia materna me ha encantado y ahora aún se la voy a dar por la mañana y noche al menos un mes más, si lo sigue cogiendo, claro. Darle yo el bibe me anima Cris. A Tomás no le importa, es más, le desespera la lentitud y yo lo llevo fenomenal…así que todos contentos. Un beso enorme

  6. Pat! mi madre me dio pecho 7 meses y contaba siempre cosas parecidas… debe ser normal!!!! Un besazo y ánimooo

  7. ese sentimiento es normal y no sólo con el tema del pecho. A mí me pasó cuando tuve que cambiarla del cochecito a la sillita de paseo. Ahora pasados 2 años lo recuerdo y pienso : pero si no era para tanto…pero en ese momento cualquier pequeño cambio relacionado con mi niña se me hacía cuesta arriba. El peor cambio que llevé fue cuando empezó la guardería con 5 meses. Aún pienso en ello y me sigue doliendo, tan pequeñita y tener que dejarle allí….eso todavía no lo he superado
    En fin, yo creo que son sentimientos que demuestran la devoción y cariño que les tenemos.
    Además, siempre pensamos que sólo nos pasa a una misma pero después te das cuenta que todas pasamos por cosas parecidas…
    ánimo, teniendo una madre que se preocupa y le quiere Alejandra se criará estupendamente y seguro que tomes las decisiones que tomes estarán bien.

    • Muchas gracias guapa…es que seis meses de lactancia materna exclusiva sin un sólo bibe hacen que estés muy muy unida y luego cualquier cambio tonto cuesta. Creo que lo estoy solucionando, sabes cómo?? lo que peor llevaba era no poder darle yo la comida por consejo de la pediatra que decía que a mi me relacionaba con el pecho y no me lo iba a coger. se nos ocurrió un día hacerlo así, se lo di yo y muchísimo mejor!! Creo que saber que sigo siendo la que mejor le da de comer me anima mucho. Qué tontería, pero es así….un beso enorme y gracias

  8. Tienes toda la razón Patri. Yo no he dado el pecho a mis hijos, pero esa sensación de la que hablas, me ha dado en otras ocasiones: cuando se quieren vestir solos, si los duerme su padre y no yo, si en pequeños momentos ya no te necesitan…yo digo que es un sentimiento “egoista” de las madres, pero que lo único que queremos con esos momentos es ser imprescindibles para ellos, acompañarlos y no perdernos ni un minuto de sus cosas, estar a su lado.
    Pensando, sobre todo, que llegará un momento en el que no nos necesiten y que nos encontraremos vacías como madres, aunque nos acostumbraremos ya que es Ley de Vida.
    Yo creo que nos ocurre a todas las madres, que no es nada malo (aunque lo pasamos fatal) y que solo queremos quererlos y que nos necesiten. Tenemos que disfrutar al máximo de ellos porque pasa muy rápido.
    Besinos y mucho ánimo.

  9. Sólo pedimos que se dejen querer por nosotras y esa sensación de que se escapan es muy inquietante. Pero nuestra labor como padres es asegurarnos de formarles como seres independientes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s